jueves, 26 de febrero de 2009

¿Lo que debería ser?

¿Cómo crees que debería ser el mundo?.... ¿Este mundo no es lo suficiente bueno y perfecto para ti?....


Queridos amigos, he hablado en posteos anteriores de la necesidad primordial de aprender a tener el control de lo que piensas, en los posteos de aquietar la mente y varios otros voy dando cuenta de cómo nuestra cabeza nos juega una mala pasada que se traduce en un mal vivir y sentir hasta que tomamos conciencia de que podemos decidir, con un poco de entrenamiento y trabajo, a que pensamientos darles poder y cuales desecharlos.

En general los enfoques que he dado en Aquietar la Mente son respecto a las pre-ocupaciones, los miedos y los juicios negativos que tienes sobre lo que haces o tienes que hacer, y las conversaciones con uno mismo que no te llevan a ningún lado, sin embargo hoy me ocuparé de otro aspecto de los pensamientos que también son muy limitantes y que son responsables en gran medida de la falta de plenitud con que puedes vivir la vida.


¿Cuánto de tu vida le dedicas a observar y juzgar “lo que debería ser” y cuanto a “lo que es”?

Queridos, es un hàbito incrustado en la forma de ser del humano, el estar juzgando todo el tiempo aquello que no le parece, y enfocándose en lo inadecuado de las cosas o situaciones en lugar de vivir lo que la vida le ofrece a cada minuto, y esto abarca todo tipo de situaciones, desde los letreros de trànsito mal puestos, las políticas de estado mal aplicadas, los sistemas de salud y educación mal pensados y mal administrados, la riqueza mal repartida, los cargos de autoridad mal controlados, la falta de idoneidad en puestos de trabajo, la falta de ética y moral de las personas, la falta de oportunidades, las enfermedades o muertes que no deberían ocurrir, la maldad, la avaricia, la injusticia, el aprovechamiento, etc, etc, etc…

Pienso que esta naturaleza juiciosa es parte de nuestro aspecto evolutivo, ya que sin este tipo de valoración las cosas no hubiesen cambiado y todavía viviríamos en la barbarie, pero al mismo tiempo este mismo aspecto evolutivo nos hace involucionar en la felicidad, ya que de tanto desear que las cosas sean de una manera distinta a lo que son, nos perdemos lo que es la maravillosa vida, tanto para el pobre como para el rico, para el que ha nacido con su biología incompleta como para el que cuenta con todos sus sentidos y extremidades, tanto para el que nació en el desierto como para el que ha nacido en una selva tropical. La vida es para todos sin excepción una posibilidad de respirar y sentir plenitud, todo depende de la elección interna que se haga al decidir desde que punto de vista interior vivo està… mi existencia.

¿De què te sirve estar pensando y juzgando “lo que debería ser” si no haces o no puedes hacer nada para que eso cambie?.... sòlo tienes control sobre algunas situaciones y cosas externas de tu vida y solo en ellas puedes hacer una diferencia y aun así son muy pocos los que llegan a hacer algo al respecto. De todas las cosas que puedes controlar que en realidad son muy pocas, lejos la mas importante de todas es a ti mismo(a). Tienes la posibilidad de tener el control sobre tu forma de llevar la existencia y ese es el único control que te garantiza la plenitud que estas buscando. No se trata de dominar tus miedos o emociones y pensamientos, no se trata de establecer un control que impida que estas funciones naturales en ti no se presenten, sino que de transformar todo aquello… no se trata de controlar el miedo sino que de aprender a no tener miedo, no se trata de controlar tu rabia sino de aprender a no enrabiarte, no se trata de controlar tu impulso a juzgar y criticar aquello de piensas que “debería ser” sino que de aprender a “saber” que en “lo que es” también puedes ser feliz y pleno, en “lo que es” esta todo lo que necesitas.

Hay una frase que se popularizò en nuestro país (Chile) hace algunos años y que nació como respuesta a esta situación. La frase la utilizan muchos cada vez que se encuentran frente a una situación que no puede ser cambiada, entonces se dicen: “Es lo que hay”, pero esta frase tiene un problema, ya que no se dice desde una sabiduría interna si no que desde una especie de conformismo inconformista, ya que esa frase tiene integrada en si una actitud y esa actitud es la de alguien que debe conformarse con su realidad poniendo en contraparte otra realidad superior, de manera que no te lleva a nada bueno sino que a una suerte de lamentación por lo que tienes. El enfoque de “Es lo que hay” sigue siendo “lo que debería ser”.

La verdadera sabiduría en la vida se demuestra cuando dejas de quejarte y de poner atención a lo que no tienes y aprender a vivir agradecido de lo que tienes, que suele ser muchísimo mas de lo que crees tener y vivir cada día en conciencia de tu abundancia (abundancia es tener lo que necesitas cada día y no tener cosas en exceso o guardadas por si acaso).

Esto no significa que no anheles o desees conseguir algo. Puedes soñar todo lo que quieras porque para eso esta el universo, para proveerte de lo que sueñas y para eso cuentas con todas las materias primas y lo necesario para que lo consigas, pero para concretar lo que deseas se requiere de un acto creativo, que son acciones concretas que te encaminan a tu objetivo, de manera que si deseas ser millonario o vivir cerca de un río en medio de la naturaleza, no lo lograrás quedándote en tu casa sin hacer nada, eso es lo mismo que lamentarse por lo que no tienes. La clave para el que desea concretar sus sueños es vivir en la realidad ya que es ahí donde se encuentran esas materias primas para ser transformadas, y la realidad es “lo que es”, no “lo que debería ser”.

“VIVIR LO QUE ES, Y EN PLENITUD”. Èse es el desafío, aunque “lo que es” involucre un impedimento, una muerte, un dolor, un fracaso… “lo que es, es lo que es”…. No lo que debería ser…. ¿Que estas haciendo para vivir feliz en “lo que es”?...

¿En què mundo vives?...

¿En el que donde las cosas deberían ser de otra manera, o en el que donde las cosas son?

Hasta un próximo posteo;
Àlvaro Scaramelli

5 comentarios:

Pilar dijo...

Hola,cómo estás? Espero que bien...justo vengo llegando de un encuentro con algunas amigas en donde justamente estábamos hablando de este tema, de lo poco que agradecemos lo que tenemos y de que estamos siempre pensando en lo nuevo que nos falta...me encanta leer tus reflexiones porque suelen coincidir siempre con las inquietudes en las que ando. Muchos cariños,
Pilar

GLENDA dijo...

HACE POCOS DIAS ME ACABAN DE ROBAR MI AUTO, JUNTO CON ESTO TAN MATERIAL, ME ROBARON TAMBIEN MI ESFUERZO, MI TRABAJO, MI COMODIDAD ECT...EN FIN...Y HOY LEI TU POSTEO EL CUAL ME SIRVIO DE BALSAMO PARA EL MAL MOMENTO QUE ESTOY VIVIENDO...SE TE AGRADECE ALVARO...
GLENDA

sonia dijo...

Que alegria leerte de nuevo,si supieras que buen efecto producen tus palabras,aunque creo que lo sabes ,por eso lo haces;gracias por acordarte de mi,¡cuado comienzan tus cursos?,
muchos cariños
Sonia Montaldo

Giovanna dijo...

Querido amigo Alvaro:
Espero que hayas tenido lindas vacaciones y un buen regreso al trabajo!!

Respecto al posteo:
Mi respuesta es que gracias a Dios y a ti, que me lo has enseñado con tus letras, vivo en el mundo “de lo que es”, donde lo tengo todo, lo agradezco y valoro mucho, sobre todo mis sueños musicales, que me hacen tan feliz y por los que lucho día a día.

Quizás alguien podría pensar que se contrapone con que hoy trabajo en una oficina, pero no es así, porque se que, tal como dices, es lo adecuado para mí hoy. Estos años siento que son de preparación, de ensayar, de crecer, de aprender; y así, en el momento adecuado, me convertiré en la que sueño, me veré de escenario en escenario y recordaré con amor lo vivido y los días como hoy, en que tengo la certeza que mis sueños están cada día más cerca porque hoy trabajo y desde siempre por ellos, ya no hay problemas, sólo oportunidades, sin prisa, sólo paciencia y comprensión, sin miedo, pero sí estoy alerta.

Muchos me han dicho: “ya no fuiste músico”, “¿Cómo se te ocurre que vas a estudiar recién ahora canto o danza?”, “deberías dedicarte sólo a tu trabajo y a tu hijo”, “deberías olvidarte de la música”, “tú no puedes”, “tú no debes”, “tú no tienes”, “tú no”… y me dejé llevar por el tan conocido “yo no”, y sólo esos dos monosílabos desencadenaron en mí una profunda crisis personal, (de la que hace poco tiempo me sanaste, mil gracias por eso…) pero ¡hasta la crisis fue lo adecuado!
Porque a partir de eso, pude descubrir mi razón de existir y lo que quiero de la vida.
No seré cantautora mañana, pues ya lo soy hace 8 años, los mismos que llevo siendo mamá, buscando el temple de mi alma y la felicidad por doquier.
Tengo 24 años, tengo mucho que aprender, mucho que vivir, mucho que agradecer, tengo mis sueños, tengo mi familia, tengo mi trabajo, tengo mis amigos, tengo Fe, ¡tengo tanto que vivo en abundancia!, ¡tengo mi voz y mis versos! y mientras suenen en mi mente, mientras haya una canción que cantar, me sentiré viva y feliz.

Amigos, que siguen el blog, no se rindan!!
Soy la misma que perdida hace más de 1 año quise sanarme, y Dios me conectó con Alvaro, quien lo primero que me dijo con sus ojos y su voz de Paz que conocemos: “no te victimices”, luego me dijo, “¡continúa, te irá bien!” y después cada posteo, fue (y es) un bálsamo para mi alma en el momento perfecto, (se que para ustedes también lo son…) y bueno, entonces, empaqué lo importante, y ¡emprendí el rumbo directo a mi alma a la aventura de la sanación!, tuve que ir a buscarme, encontrarme y validarme… me costó muchísimo, pero lo logré, y hoy, se que puedo, se que tengo, se que debo, y que ¡yo sí soy feliz!

Amigos, los invito de todo corazón, ya saben las 3 claves para comenzar: cambiando el pasado, aquietando la mente y actualizando a Dios.

Gracias por leerme, un gran abrazo de su amiga,
Giovi

Gracias Alvaro!!
Te quiero mucho ♥

mabel dijo...

hola,una vez mas muy buenas tus reflexiones la verdad es que todo lo k nos dices es muy sierto "ES LO K HAY" soy una de las personas k en mas de una vez la use..cariños para ty.MABEL